Futura Schools Blog

 ¿Debemos castigar a nuestros hijos para hacerlos reflexionar?

Sea cual fuere el motivo, no hay nada que nos duela más en el alma que castigar a nuestros pequeños. Entonces, ¿cuál es la manera más eficaz de mejorar el comportamiento de nuestros hijos?

Como primera instancia, ellos deben entender que no es un modo de hacerlos sentir mal o de herirlos, sino que es una consecuencia de un acto incorrecto. Por esta razón, debe ser interpretado como un ‘pacto’, como cuando se hacen distintas actividades para conseguir algo bueno; si el niño no hace lo que tenía como deber, habrá de algún modo una repercusión negativa. A continuación, dejaremos unos tips para que, cuando debas llamar la atención a tus hijos, sepas cómo hacerlo sin causarles daño:

  • Los castigos deben ser consecuentes a la conducta: No debemos exagerar con ellos ni tampoco castigarlos con algo que casi no sientan. Tendrá que haber un equilibrio entre ambos.

1

  • No deben ser humillantes: La llamada de atención debe impactar al niño para que pueda cambiar su comportamiento a uno mejor en un futuro, mas no debe dañarlo psicológicamente, ya que se logrará todo lo contrario.

693

  • Olvidémonos de las amenazas: No debemos amenazarlos para no asustarlos con qué hacer o no hacer. Ellos deben actuar de manera lógica y, en base a ello, nosotros debemos corregir sus conductas.

shutterstock_246467023

  • Nos podemos molestar, pero no gritarles: Un llamado de atención no debe ser una levantada de voz (y menos de mano). Hay que hablarles con calma porque debemos entender que están en un proceso de aprendizaje.

shutterstock_189896462

  • Cumplamos nuestra promesa: Si les imponemos un castigo, hay que mantenerlo así. Muchos padres luego se arrepienten y queda en el vacío, pero debemos ser fuertes para hacer respetar nuestra palabra. Mantengámonos firmes para poder lograr un buen comportamiento eficientemente.

shutterstock_148526969

Recordemos castigarlos solo cuando sea realmente necesario, de esta manera ellos se darán cuenta cuáles son sus malas actitudes. Es difícil pasar por estos momentos con nuestros niños, sin embargo, todo refuerzo será para una mejoría en un futuro.

 

Categories:   Consejos, Familia

Comments